Hogar

Consejos de seguridad para hogares durante las vacaciones

La mayoría de españoles fijan sus vacaciones de larga duración durante los meses más calurosos. A lo largo de la estación estival se producen desplazamientos masivos y, por lo general, durante períodos bastante más extensos en comparación a las escapadas que se llevan a cabo durante las estaciones más frías. Abandonar el hogar puede representar grandes riesgos, especialmente en un punto en el que la tasa de absentismo es mayoritariamente superior en las zonas residenciales urbanas y los altercados y robos pueden pasar desapercibidos con mayor facilidad.

Pero, ¿cómo maximizar los niveles de seguridad dentro del hogar mientras nos encontramos fuera de casa? A continuación, compartimos contigo cinco útiles consejos para lograrlo. ¡Presta atención!

Instala un sistema de vigilancia efectivo

Si deseas contar con las máximas garantías de seguridad, deberás invertir en un sistema de seguridad con tecnología de videovigilancia IP. La instalación de una cámara de vigilancia interior te permitirá tener un seguimiento en tiempo real del estado en que se encuentra tu casa desde tu dispositivo móvil. Por otro lado, también existen recursos altamente efectivos como el detector de movimiento, un instrumento que cuenta con sensores fotosensibles que permiten identificar cualquier intrusión o desplazamiento anormal en el interior del hogar.

¿Estás fuera de casa? No dejes indicios de ello

Uno de los principales factores de riesgo en los episodios de robo que se producen durante los períodos vacacionales es la evidencia de que el hogar se encuentra vacío. Si has planificado unas vacaciones de larga duración un buen recurso disuasorio es eliminar cualquier prueba de que la casa se encuentra deshabitada. Pequeños detalles como encender alguna luz o no cerrar del todo las persianas puede dar a entender que en el interior se encuentra el propietario. Afortunadamente, gracias al desarrollo de la tecnología en materia de seguridad, hoy podemos acceder a aparatos inteligentes que automatizan este tipo de procesos. Desde subir y bajar las persianas, hasta conectar el televisor o poner música.

No compartas información de tus vacaciones

En una era de exacerbada interconexión, la privacidad puede verse comprometida. ¿Has planificado una escapada? Entonces debes tener cuidado con la información que compartes en Rees sociales. Cualquier usuario (independientemente de si te conoce o no) podrá saber durante qué periodo tu hogar estará vacío y puede dar lugar a una invasión relativamente sencilla. Cuida la información más sensible en este sentido y no compartas tus planes de abandonar el hogar con cualquiera y sin saber qué personas conocen estos datos. De lo contrario, puedes colaborar de forma indirecta en la invasión a tu propio hogar.

Refuerza los puntos de acceso a tu hogar

Es posible que cerrar todos los accesos de tu vivienda no sea suficiente. Antes de irte de vacaciones verifica que el estado en que se encuentran las cerraduras y todas las posibles vías de acceso. ¿Es posible acceder al interior a partir de una terraza o del propio balcón? ¿La puerta de acceso al edificio está normalmente abierta? Ten en cuenta que un 30% de los ladrones acceden a las viviendas de las víctimas forzando una ventana o una puerta. Conocer cuáles son las principales vulnerabilidades en materia de seguridad que existen en tu hogar te ayudará a minimizar las probabilidades de robo.

No subestimes la zona exterior

¿Tu vivienda se sitúa alejada del resto de casas? En ese caso, deberás asegurarte de que el exterior permanece iluminado durante la noche. La gran mayoría de hurtos se producen en la franja nocturna porque los asaltantes tratan de pasar tan desapercibidos como sea posible. Si tu entorno está correctamente iluminado o cuenta con luces especiales que se encienden al detectar movimiento, podrás prevenir o reducir el porcentaje de éxito de los ladrones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.